• Cinco lugares que no puedes perderte en la Riviera Maya

    riviera-maya

    La Riviera Maya es un destino elegido cada año por miles de españoles. ¿El motivo? A sus impresionantes playas y sus hermosos paisajes hay que añadir el importante legado de la cultura maya. Es por ello que la Riviera Maya se convierte en el destino perfecto para combinar relax y cultura. Para que no te pierdas nada de lo que esta hermosa ciudad te ofrece, he aquí una lista de los 5 lugares que debes visitar en tu viaje a la Riviera Maya.

    Las ruinas de Tulum: son los restos de una antigua ciudad maya que, gracias a su costa, era un punto comercial estratégico. La frondosa vegetación y el azul del mar hacen de las vistas un regalo para los ojos. Estas ruinas son el tercer destino arqueológico más visitado de México.

    La Reserva de la Biosfera Sian Ka’an: su nombre, que en maya significa “puerta del cielo” lo dice todo. Es, sin duda, uno de los lugares más excepcionales de la Riviera Maya, y de poca afluencia turística. Frente a su costa se ubica un complejo de arrecifes coralinos que constituyen el segundo más amplio en su tipo, después de la Gran Barrera de Coral de Australia. Además la Reserva está habitada por una variada fauna.

    Xcaret: es un parque ecológico que nos permite disfrutar al mismo tiempo de la arqueología, la flora y la fauna, las actividades acuáticas o la oportunidad de disfrutar de experiencias únicas como nadar con delfines.

    Chichen Itzá: es uno de los sitios arqueológicos y turísticos más importantes de la Península del Yucatán. Allí prevalecen los edificios más importantes de una ciudad maya construida alrededor del año 525 d.C. Es interesante visitar la Pirámide de Kukulkán durante los equinoccios de primavera y otoño, ya que los juegos de luces y sombras crean la ilusión óptica de una serpiente que se arrastra sobre las escaleras.

    Los cenotes sagrados: son unas hermosas grutas naturales de agua cristalina que se forman por la filtración del agua. La mayoría de ellos son subterráneos, pero algunos se encuentran al aire libre. El resultado de estas formaciones son unas hermosas piscinas naturales consideradas casi balnearios, perfectas para practicar submarinismo. Existen multitud de cenotes: el Caracol, el Dos Ojos, el Chak Mool, el Nohoch el Ik-kil…

    Cultura, fauna, vegetación, playas… La Riviera Maya lo tiene todo. Un pequeño paraíso terrenal que no podéis dejar de visitar.

    ¿Dejar un comentario?